Una sentencia augura que se prohibirá el descanso en el camión en toda la UE

Las multas en Francia por el descanso semanal se extienden tras la sentencia en Holanda

Cambio radical en el uso del camión si el concepto se extiende.

Francia ha conseguido lo que se dijo por muchas asociaciones que era imposible, que es que fuese legal multar a los transportista por no efectuar el descanso semanal fuera de la cabina. Una sentencia en Holanda y la posición del abogado general del Tribunal de Luxemburgo, auguran que la norma se hará firme en toda la UE. Francia lo aplica con intensidad.

Mucho se dijo que eso lo iba a anular la Comisión Europea y la Unión Europea. Mucha seguridad se dio a los transportistas de que nada iba a pasar y la realidad es que sí ha pasado. La Unión Europea ha dicho que las multas por efectuar el descanso semanal en cabina son legales y los franceses, que ya estaban a ello, se han puesto con renovado entusiasmo.

A razón de 750 euros por infracción, los gendarmes franceses ya no tienen reparo de chequear en cualquier control rutinario, dónde se ha efectuado el descanso semanal y cómo se ha realizado.

La dinámica es clara. En cualquier chequeo le preguntan al conductor, que ahora al principio los están sorprendiendo, dónde ha efectuado su descanso de 45 horas que ven registrado en el tacógrafo. Si titubea ya está perdido, pero incluso aunque diga que lo ha efectuado fuera de la cabina lo siguiente es pedirla la factura del hotelito donde ha dormido. Si no la tiene multa.

Pero se da el caso, por lo que se ha trasladado a este medio, que incluso multan cuando el descanso semanal se ha realizado, por ejemplo en Bélgica en la cabina. Esta extraterritorialidad de las autoridades francesas es novedosa y curiosa. Significa que en cualquier control las autoridades francesas pueden inspeccionar los últimos días del tacógrafo, indagar por ello y multar, haciendo la vida más difícil a los transportistas españoles.

Como se ve, Francia y los países de la Alianza, los nueve países más grandes excepto España que no se ha unido a ella, están aplicando las leyes de la Unión Europea con contundencia.

Poco va a faltar para que con toda la información que extraen del tacógrafo digital, más la que se les comunica por vía telemática o fax para el cabotaje, acaben teniendo suficiente información como para predecir con antelación dónde se ha efectuado el descanso semanal para pedir los comprobantes de pago en los hoteles y casi para multar automáticamente.

Como se ve, España cada vez cuenta menos en Europa y a los empresarios españoles se les trata cada vez peor.

Fuente de la noticia: Transcamion.es