Regalan comida, cama, y un hogar gratis en las vacaciones navideñas, a una docena de camioneros de Girteka abandonados en Alemania

Bienvenido a Höinger SV: el presidente del Club de futbol Thomas Pantel muestra con su disposición a darles a los camioneros lituanos un hogar durante las vacaciones, para que el saludo en letras grandes en la sede del club no sea una frase vacía.

 «Esta es la historia de Navidad» – tales y otras reacciones, pero sobre todo los comentarios positivos han sido para el club y el jefe de HSV Thomas Pantel. Le dieron hospitalidad en un albergue a una docena de camioneros abandonados en la compañía NTG en la casa de HSV.

Los hombres  están dentro o sobre sus camiones, acurrucados juntos en la cabina del conductor cuando llueve, pero de otra manera hora tras hora al lado de sus vehículos, comiendo al aire libre, la necesidad de ir al WC se hace en el campo: «He estado observando esto durante meses», dice Bernd Krutmann.

El Parsiter tiene una visión clara del área de la empresa de logística NTG, donde llegaron las tractoras Volvo antes de Navidad. La situación de los hombres que les tocó descansar.

NTG Group es una empresa de logística danesa con 2.000 unidades de vehículos y 150.000 m² de superficie de almacén con sede en Hvidovre.

Primero, consideró contactar al alcalde y hacerle saber de la situación. «Quería mostrarle esta situación  real de los conductores personalmente».

 El jefe del club HSV estuvo inmediatamente dispuesto a ofrecerles a los hombres un hogar para las vacaciones. Al comunicarse con los conductores lituanos,  inicialmente  le ayudó por teléfono y luego personalmente.

Los lituanos llevaron algunos camiones a la casa de HSV, donde reconocieron con gratitud que les ofrecieron alojamiento allí y que ya no tuvieron que pasar días esperando afuera o en la cabina del camión.

Después de todo, se dice que esperan estar aquí hasta el 6 de enero antes de que el remolque para la tractora esté disponible y luego el próximo viaje está previsto.

Al principio, los hombres no podían creer su suerte. «Cuánto cuesta», preguntaron varias veces con incertidumbre, con la certeza de que no podrían pagar por ese servicio.

«Por supuesto que no cuesta nada», explicó Thomas Pantel a los conductores, solo dejando en claro que pueden abandonar el alojamiento cuando quieran.

«Les pusimos una caja de cerveza y una parrilla». Todo con el esfuerzo de «darles a los hombres un pequeño hogar durante las vacaciones de Navidad».

Por cierto, esto no pasó desapercibido. La red social pronto pudo leer comentarios como: «Una gran acción del club»

Otros aparentemente proporcionaron a los hombres una merienda festiva. En cualquier caso, una buena cantidad de filetes abundantes se encontró más tarde en la parrilla.

Envíanos tu historia, tu opinión sobre el transporte, vídeos, fotos y noticias por WhatsApp AL 655938053