Pillado!! ¿La DGT pueden aparcar en un lugar prohibido?

El coche de la DGT estacionado en la entrada y salida de un garaje.
Eran las 8.55 de este sábado cuando Miguel Ángel Charro ha tenido que detener su vehículo al principio de la avenida de Navarra tras haber circulado a mayor velocidad de la permitida. «Según me han informado, circulaba por la avenida de Navarra a 65 kilómetros por hora cuando un radar móvil ha captado la imagen de mi vehículo», señala.

Charro ha reconocido su imprudencia y ha firmado la correspondiente denuncia que, según detalla, asciende a 100 euros y no conlleva pérdida de puntos. «Picado por la curiosidad, tras dejar a mi acompañante en su destino, he vuelto al lugar para ver el sitio exacto en el que se captaba la velocidad de los coches. Mi sorpresa ha sido comprobar que el furgón de la Dirección General de Tráfico (DGT) se encontraba aparcado en un vado permanente», recalca.

En concreto, el vehículo estaba estacionado en la entrada y salida del garaje correspondiente al número 19 de la avenida de Navarra. «Y ahora me pregunto: ¿pueden aparcar donde quieran con fines recaudatorios? ¿No hay otros sitios mejores donde puedan estacionar? ¿No deberían dar ejemplo a los ciudadanos? Quizás el lugar es idóneo porque los conductores no sospechamos que se vayan a colocar en un sitio así. Lo cierto es que me da qué pensar y me parece injusto que ellos puedan estacionar donde quieran», reflexiona.

Posteriormente, Charro se ha acercado al conductor del furgón y le ha preguntado si podía estacionar allí. Tras esta breve charla, el coche de la DGT ha abandonado el lugar.

«Me ha dolido porque soy buen conductor, he ido deprisa para dejar a mi acompañante en su destino a la hora que debía y no me ha parecido muy oportuno el lugar de la sanción: primero porque en la avenida de Navarra a esas horas no hay apenas tráfico y dispone de 3 amplios carriles de circulación, y segundo porque me han hecho detener el vehículo de forma peligrosa accediendo el agente casi hasta el tercer carril de la calzada en el principio de la Avenida de Madrid y he tenido que cruzarme para poder dejar el coche en el primero de la derecha». Dicho lo cual admite que su conducta ha sido reprobable por ir a velocidad inadecuada y asegura que pagará la multa.

Heraldo.es