Los independentistas “Volverán a alterar la circulación y el normal funcionamiento del transporte y distribución”

En los últimos días la organización separatista Tsunami Democràtic ha llamado a una “segunda ola” de “acciones de protesta no violenta y de desobediencia civil masiva”, hasta que lo que consideran “reclamaciones mayoritarias de la sociedad catalana” no sean escuchadas.

Por tanto, en esta “nueva fase de protestas” se avecinan los correspondientes cortes de carretera por manifestaciones que, muy probablemente, volverán a alterar la circulación y el normal funcionamiento de las empresas de transporte y distribución cuya circulación requiera del paso por el Cataluña para llegar a otros destinos europeos o las que desempeñen su actividad en el territorio catalán.

De este modo, también hay que prestar atención al papel llevado a cabo por las administraciones públicas nacionales y regionales. Las regionales, por su parte, se prevé que continúen como lo vienen haciendo, mientras los socios de gobierno viven un proceso de sordo enfrentamiento. En lo relativo a la Administración central, las protestas separatistas servirán para medir la postura de un Ejecutivo que depende en cierta medida del apoyo de fuerzas independentistas catalanas.

En cuanto al propio sector, ya se han tomado medidas respecto al anterior periodo de movilizaciones que ha tenido lugar en España, con la denuncia presentada por el CNTC (Comité Nacional) con motivo de los daños causados a las empresas de transporte por los cortes que se llevaron a cabo en las carreteras catalanas que ya está investigando la Guardia Civil.

 

Fuente: cadenadesuministro.es

HI