La Policía manda a Cataluña el camión lanza-agua, sin uso desde que se compró en 2014

El vehículo, que supuso un gasto para el Ministerio del Interior de 348.000 euros, ha viajado a varias ciudades pero nunca se ha utilizado / “Tendrán que limpiarle las bujías y sacarle la carbonilla”, ironiza un veterano integrante de los Antidisturbios

 

l despliegue que la Policía Nacional lleva a cabo en Cataluña ante los disturbios que se están produciendo en la calle tras conocerse la sentencia del procés incluye el envío del camión lanza-agua, un vehículo que costó casi 350.000 euros y que no ha lanzado un solo chorro desde que el Ministerio del Interior lo adquirió en 2014.

Fuentes policiales han confirmado a El Independiente que el camión se encuentra ya en Cataluña, donde se registran desde este lunes asedios a infraestructuras críticas -como el aeropuerto de El Prat (Barcelona)- y dependencias tanto del Estado -Jefatura Superior de Policía- como de la Generalitat -Consejería de Interior- y graves altercados callejeros. Los radicales no han duda en usar cócteles molotov y en lanzar ácido a mossos y policías.

«Sería algo súper extraordinario. En la Operación Copérnico [para el 1-O] se movilizó pero no se utilizó ese camión. Tendrán que limpiarle las bujías y sacarle la carbonilla», ironiza un veterano integrante de la Unidad de Intervención Policial (UIP) o Antidisturbios. Fuentes policiales aseguran que el vehículo se encuentra en las instalaciones policiales de la Zona Franca de Barcelona, sede de la segunda UIP.

Las fuentes aseguran que el uso de este camión «no es nada práctico» porque el agua «se agota muy pronto» -cuenta con una capacidad para almacenar 7.000 litros- y «hay que ir a recargar». A ello se suma que se requiere un elevado número de efectivos para su despliegue, cifrándolo algunas fuentes en una treintena.

«Puede ser útil para parapetarnos los policías que vamos a pie. Es verdad que si se lanza el agua con la presión adecuada te pega una hostia que te tira al suelo. Pero si lo que se va a hacer es una ducha gratuita…», añaden.

La compra del vehículo se cerró el 23 de abril de 2014 tras el procedimiento de licitación que se tramitó al efecto, pero la incorporación al Cuerpo Nacional no tuvo lugar hasta diciembre de ese año (un año después de que la División Económica y Técnica del Cuerpo Nacional hubiera publicado el anuncio en el Boletín Oficial del Estado). En aquellas fechas, al frente de la Comisaría General de Seguridad Ciudadana se encontraba Florentino Villabona, ascendido a Director Adjunto Operativo (DAO) en la etapa de Juan Ignacio Zoido como ministro del Interior y director de Seguridad e Integridad de LaLiga desde junio de 2018.

El camión ha viajado a varias ciudades pero nunca se ha usado. «Tendrán que limpiarle las bujías y sacarle la carbonilla», ironiza un Antidisturbios

En concreto, el concurso lo ganó la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por las empresas Beit Alpha Tecnologies (BAT) y Quatripole Ingeniería SL. El coste ascendió a 348.480 euros (incluido el IVA), un 29,5 % por debajo del presupuesto base de licitación (493.680 euros).

Desde su incorporación a la flota de la Unidad de Intervención Policial (UIP), el camión lanza-agua ha viajado a varias ciudades cuando se ha previsto que podía haber disturbios, pero nunca se ha abierto el grifo para lanzar agua con el propósito de dispersar a manifestantes violentos.

En una pregunta parlamentaria formulada al Gobierno el 18 de abril de 2017, el entonces diputado socialista Antonio Trevín aseguraba que el camión había estado «la mayor parte de su vida arrumbado en Valencia» y denunciaba su «ineficacia». El parlamentario aseguraba que el vehículo se había movilizado con motivo de la ‘guerra de la leche’ en Galicia (2015), el conflicto de los estibadores en el Puerto de Algeciras (2017) y que se estudiaba su uso como cañón de agua «frente a las avalanchas fronterizas», si bien nunca había llegado a ser utilizado.

En respuesta a una petición de información tramitada a través del Portal de Transparencia, la Dirección General de la Policía dijo que el camión acumulaba 8.632 kilómetros a fecha de 1 de febrero de 2018 y que se había utilizado en «20» servicios, eludiendo precisar en qué base se encuentra habitualmente por razones de seguridad.

«Manifestaciones violentas»

«La difusión de la citada información puede ayudar a grupos organizados violentos a planificar estrategias de sabotaje, impidiendo su utilización táctica por parte de las Unidades de Intervención Policial en manifestaciones violentas y así, por un lado, impedir el restablecimiento de la paz colectiva y por otro poner en peligro a los funcionarios policiales intervinientes», justificó Germán López Iglesias.

La duda que se plantea ahora es si el camión lanza-agua llegará a utilizarse estos días en Cataluña ante la gravedad de los altercados callejeros provocados por los Comités de Defensa de la República (CDR). Barcelona acogerá este viernes por la tarde una manifestación que secundarán masivamente los partidarios de la independencia que quieren protestar así por las condenas de entre nueve y 13 años a nueve dirigentes secesionistas.

Como ha informado Europa Press, los Mossos d’Esquadra también han movilizado el camión equipado con un cañón de agua antidisturbios antes de las manifestaciones que se habían convocado este miércoles en Barcelona. El vehículo, adquirido en 1994, tampoco ha sido utilizado.

HI

Comentarios

comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »