La empresa puede acusar al empleado accidentado, si se debe a la imprudencia, y así evitar el recargo de prestaciones de la S.S.

Al hilo del reciente comunicado de ATFRIE (con fecha 07/06/2019), el escrito parece dar a entender que “los empresarios a partir de ahora pueden buscar las vueltas para acusar al empleado accidentado de haber actuado imprudentemente”, todo ello con la probable connivencia de la mutua de turno, para evitar el recargo de prestaciones de la Seguridad Social.

Si a eso le añadimos las conversaciones entre el Comité Nacional del Transporte de Mercancías por Carretera, operadores logísticos y los cargadores para “reducir la carga documental” y “flexibilizar” la Coordinación de Actividades Empresariales, los trabajadores del transporte de mercancías por carretera pueden quedar muy desamparados y sin derecho a una aplicación justa de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

Y que no se nos olvide, por muy arbitrario que parezca, la representación de algunas organizaciones de empresarios del sector ya se ha servido de las autoridades para excluir a los conductores de la Directiva europea de trabajadores desplazados, siendo este el único sector laboral que no recibe el amparo y protección de dicha Directiva. Aun así, algunos se siguen preguntando por qué no hay nuevas vocaciones de conductores habiendo tanta escasez de chóferes en el mercado.

Mientras el eslabón más débil, el trabajador, siga siendo el objetivo y no el medio por el cual ciertas empresas de transporte hagan caja, los clientes de los transportistas apretarán cuanto quieran a dichas empresas sin temor a desembolsar ni un euro más en la calidad de los servicios, eso corre a cuenta del cada día más en precario trabajador del transporte.

Ver más en –  Foro Comités de Empresas

El Tribunal Supremo exime de responsabilidad empresarial determinados supuestos de accidentes de trabajo en función de su actividad

Hemos conocido una sentencia del Tribunal Supremo que establece que no proceden recargos de prestaciones de la Seguridad Social sobre las empresas en aquellos casos de accidentes laborales si se deben a imprudencias de los trabajadores, no existiendo por tanto infracción normativa del empresario.

Esta sentencia, con el nº 149/2019, de 28 de febrero, resuelve una cuestión consistente en si procede la imposición del recargo de prestaciones de la Seguridad Social a la empresa empleadora por falta de medidas de seguridad, ante una reclamación de un trabajador por haber sufrido un accidente de trabajo.

El Tribunal Supremo determina que tal exigencia no es razonable y factible ya que sería una medida desmesurada el exigir al titular de la empresa que estuviera presente en todos los lugares en que se desarrollan actividades de peligro. Además, señala que la culpa “in vigilando” posee efectos en el ámbito de la responsabilidad civil pero no en el derecho sancionador.

Si bien la actividad desarrollada por empresa y trabajador de este caso es el de las eléctricas, la sentencia puede tener especial trascendencia en relación con determinadas actividades, como la del transporte de mercancías por carretera, teniendo en cuenta las limitaciones que tiene la empresa de transporte para poder ejercer un control directo y constante sobre las actuaciones desplegadas por los conductores profesionales cuando ejecutan el transporte efectivo.

Sentencia Tribunal Supremo – No responsabilidad empresarial AT laboral

CIRCULAR Nº 15 06.2019 EXENCION DE RESPONSABILIDAD EMPRESARIAL EN ACCIDENTES DE TRABAJO

 

HI

Comentarios

comentarios