Detenido el conductor de un camión con tasa de alcoholemia 9 veces mayor a la permitida

283119759 3308339516067205 7214880663075037755 n

La empresa de transportes alertó de que uno de sus vehículos "circulaba en zigzag".

El conductor había dejado el camión en marcha en el arcén y dio una tasa de 1,33 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, cuando su tasa permitida es de 0,15, y este jueves ha pasado a disposición del juzgado en funciones de guardia de Reus.

El conductor, un vecino de Reus de 39 años de edad, estaba de ruta y había aparcado el vehículo pesado cerca de Vandellòs. Había entrado en un local y salía de él bebiéndose una cerveza.

En aquel momento, las patrullas de Mossos de Trànsit que lo buscaban lo interceptaron antes de subirse de nuevo a la cabina. Le pidieron la documentación y le pidieron que soplara en el etilómetro. Los dígitos del aparato confirmaron todas las sospechas: el conductor circulaba con una tasa de alcohol excesiva hasta el punto que multiplicaba por 9 la que permite la ley.

Mossos habían recibido la alerta de la empresa titular del vehículo y donde trabaja (o trabajaba después de lo ocurrido) este conductor reusense. La misma compañía avisó del riesgo de que su conductor y su vehículo provocaran un accidente de tráfico, ya que habían recibido llamadas explicando que el camión circulaba por la A-7 de forma errática. Con estos avisos a la empresa, ésta llamó al 112 de inmediato y se activaron los Mossos para localizar al camión.

El sistema de geolocalización fue clave en la interceptación, ya que la señal del mismo determinó que el vehículo pesado estaba a punto de abandonar la A-7 –a la altura del polígono Les Tàpies de L’Hospitalet– para acceder a la carretera C-44 en sentido norte.

Con esa información, las patrullas peinaron la A-7 y se desviaron por la C-44 hacia el norte. Y a 9 kilómetros del origen de esta carretera, a las puertas de Vandellòs, lo localizaron parado en el arcén con el motor del camión en marcha y las llaves puestas.

Durante la identificación del conductor, los mossos ya vieron que presentaba síntomas evidentes de ir bajo los efectos del alcohol. Y la prueba de alcoholemia dio una tasa de 1,33 mg/l (miligramos de alcohol por litro de aire aspirado) en el segundo intento. El primero incluso fue superior. Teniendo en cuenta que se trataba de un camionero y que la tasa máxima para conductores profesionales es de 0,15 mg/l, los mossos lo detuvieron por un delito contra la seguridad viaria por circular con estado de embriaguez.

Los agentes inmovilizaron el vehículo hasta que otro conductor se hizo cargo y continuó su ruta. Trasladaron el detenido a dependencias policiales y paso la noche en una celda. Hoy por la mañana ha pasado a disposición judicial y ha sido puesto en libertad con cargos, han confirmado fuentes de la investigación.

Deja una respuesta

Subir

En cumplimiento de la Ley 34/2002 de 11 de julio de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSICE), te informamos de que este sitio web ForoTransporte Profesional utiliza cookies. Saber Más

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies