Continúan los maltratos a los choferes en distintas provincias

Continúan los maltratos a los choferes en distintas provincias

Algunas provincias están impidiendo que los chóferes bajen de sus camiones. Les colocan fajas en las puertas o los escoltan hasta abandonen su juridiscción.

Al inicio de la cuarentena se conocieron múltiples situaciones en provincias que impedían el paso de los camiones. La situación y se lograron avances en diferentes puntos del país, pero los inconvenientes persisten en algunas provincias del territorio nacional. 

En un primer momento, la situación fue solucionada gracias a los reiterados reclamos de FADEEAC y las cámaras según cada jurisdicción. Pero, ahora, el problema es que algunas provincias realizan prácticas discriminatorias con los camiones, impidiendo al chofer que baje de la cabina. No los dejan parar ni en almacenes o estaciones de servicio, tampoco estacionar.

Según manifestaron desde el gremio, estarían dando por sentado que los conductores serían propagadores de COVID-19 y les colocan en las puertas del vehículo fajas a modo de precinto encerrando al chofer. La situación se ha repetido en las provincias Catamarca, La Rioja y San Luis. 

En la colocación de la faja se le advierte al conductor que la rotura de la faja esta penada con prisión a quien «viole las medidas adoptadas por las autoridades competentes para impedir la propagación de una epidemia» como se ve en la foto de Expreso Moraga, algo que sucedió en Aimogasta, La Rioja.

Continúan los maltratos a los choferes en distintas provincias

En este marco, el presidente de APROCAM, Daniel Gallart, denunció hoy esta situación que han tomado medidas arbitrarias que están fuera de toda legislación por la cuarentena. 

«Toman medidas para que el chofer no se baje en todo el trayecto. Esto ocurrió en Aimogasta, La Rioja, le ponen una faja al camión al entrar y tiene que tenerla intacta al salir de la Provincia. En San Luis lo hacen de otra manera, arman un convoy y acompañan a los camiones de punta a punta sin dejarlos parar ni en banquinas ni en estaciones de servicio. Que coloquen fajas a modo de precinto en los camiones ya es el colmo. Por un lado sueltan a los presos y por otro lado dejan preso a los choferes, que están llevando las cosas esenciales a la gente«, expresó Gallart.

Ver más en Mendovoz.com

Deja una respuesta