Basta ya 44 toneladas, no.

Basta ya 44 toneladas, no.

Ahora que por desgracia están tan de actualidad todos esos movimientos ultra, podríamos recordar a aquellos colaboracionistas que entregaron Austria a los nazis.

Salvando todas las distancias, es evidente que pudiera existir un cierto paralelismo entre aquel acto que no vamos a calificar, con las actuales circunstancias de lo que algunos llaman “negociaciones” entre el transporte por carretera y los cargadores, que como siempre han sido y serán a cambio de NADA.

La actitud de determinados transportistas o de algunos de sus representantes llama poderosamente la atención, pues si todo el sector sabe que las 44 toneladas no le van a beneficiar, mantener negociaciones con esa premisa no va a beneficiar al sector, ya que otra parte nada tangible puede ofrecer, sencillamente porque como siempre le ha salido gratis, espera el mismo resultado.

Determinadas actitudes decíamos y a ojos de neófitos, causan mala imagen e inducen a pensar en que se pudieran estar cometiendo irregularidades que perjudiquen gravemente a los intereses del sector.

No se puede negociar con quien sólo impone su situación privilegiada de ser el cliente, el cargador o llámenlo como quieran.

Los cargadores particularmente representados por AECOC, están imponiendo su voluntad a un sector que saben ha sido vendido en multitud de ocasiones por algunos de sus representantes.

Al sector entre unos y otros llevan años machacándolo particularmente con sus TENDERS, aprovechando una situación de exceso de oferta de transporte que les ha beneficiado hasta cifras insospechadas, y otorgado un poder de disposición del mercado que jamás hubieran soñado.

Por eso no se entiende la filosofía del derrotado que se transmite al y desde el propio sector, no se entiende que hay que negociar con aquel que se sabe más fuerte y además protegido por el Ministerio que entiende del transporte.

Lo único que buscan unos y otro es que el sector se dé por vencido y bendiga lo que ellos han decido imponer al sector del transporte por carretera ya desde hace tiempo, como impusieron el bodrio del 25+25, los portapalet, los europalet de intercambio, la carga y la descarga, los horarios imposibles, etc. etc.

Es cierto que corren malos vientos, es cierto que cuando el hambre llama a la puerta la honradez salta por la ventana, pero no es menos cierto que en algún momento hay que decir NO y BASTA YA.

by Xabier Jiménez soto , 24 Febrero, 2017

 

Fuente del artículo: Transportealdia.es

HI

Comentarios

comentarios